martes, 13 de mayo de 2014

CASO 3.ALBERTO Y SU DILEMA

Este caso es pseudo real.
Volvemos a nuestros tradicionales y a la vez innovadores casos.
Alberto es un hombre de unos 40 años que está en silla de ruedas a mayores de esa discapacidad física, tiene una ligera discapacidad intelectual, además de asma . Todas las mañanas quiere ir al taller y es una persona que está rodeada de una familia con una actitud algo pasiva y su actitud personal es muy inmediata y poco constante.

Para ir al taller debería de ir con una persona que lo acompañe, sin embargo su acompañante está de baja y el quiere ir al taller igualmente.
Al entrar en el autobús, Alberto pide la plataforma para subir y , el conductor a pesar de su petición , aparentemente pasa de él, lo que primero es una actitud pasiva aparentemente , se convierte en un cabreo , y le dice a Alberto que no le va a subir al autobús que no puede porque no tiene un acompañante y él no se hace cargo de Alberto, dicho esto le cierra la puerta y lo deja en tierra sin más rodeos.

En una primera impresión de esta situación da la sensación de que el conductor no se comporta nada bien, sin embargo hay unos pequeños maticces que no hemos podido apreciar:

1.- Alberto no es la primera vez que se quiere ir sin su acompañante , tiene hecho esto más veces.

2.-El protocolo de la empresa de autobuses no cubre cualquier incidente que surga en el bus con una persona con discapacidad que no este acompañado por alguien (Imaginaos en un accidente o algo por el estilo).

3.-Cualquier responsabilidad directa sin estar el acompañante sería del conductor, y esa función no la tiene el conductor.(Imaginaos el caso de que Alberto se encuentre mal, tenga un ataque de asma y no sepa usar su inhalador correctamente ).

Ahora trataremos la segunda parte de la impresión :
1.- El acompañante de Alberto no es totalmente imprescindible, dado que se puede desenvolver medianamente bien en una situación de apuro.

2.- No existe ninguna política de empresa de transporte con respecto a los acompañantes.
3.-Alberto tiene un examen en el taller y le es muy importante asistir.
4.-Es la primera vez que va sin su acompañante.


¿Cómo reaccionarías sin saber los dos apartados de premisas anteriores?¿Si supieras las primeras premisas?¿Y las segundas?


jueves, 1 de mayo de 2014

DESINORMACIÓN Y/O ALEJAMIENTO DE LA JUVENTUD CON EL PASO DE LOS AÑOS



Con el paso de los años se nos van las edades adolescentes y con ellas las formas de divertirnos en esa época se desvanecen. Pasamos entonces por un punto de inflexión en el que ya no sabemos como se divierten los adolescentes hasta que tienes un hij@ y te consideras el cambio tan radical cuando realmente no es así.
La situación más cómica es : en el momento en el que éramos pequeños/as y teníamos que ir a segundo (da igual de EGB ESO o cualquier cosa...) y veíamos al alumnado del año anterior y comentábamos entre nosotr@s “Mira que peques son , yo era más alt@” o”Yo a esa edad estaba aún jugando con juguetes y ell@s están ya haciendo cosas de mayores”

Pues en parte ese momento en el que nos alejamos de la tierna época adolescente-juvenil es , ni más ni menos que eso y nos asustamos cuando nuestro hijo/a viene diciendo que ya no quiere jugar con los juguetes o que probó el tabaco...
Por desgracia este alejamiento nos provoca la falta de empatía y, en un principio puede dar lugar a no saber como educar a ese chaval/a y por ello unas lagunas educativas.
A pesar de ser normal el hecho de olvidarse de nuestras experiencias a largo plazo, es necesario tener en cuenta que siempre tenemos que tener presente que esas edades existen y están ahí, que a pesar de que tengamos diferencias intergeneracionales siempre estarán ahí las formas de divertirse y de conocer y las ansias de experimentar a pesar de que nuestro entorno avance.
Para ello es necesario trabajar acorde con cursos de información , y también recordar que tod@s hemos tenido esa edad.
Es tan importante recordar esa edad para poder a su vez educarla en nuestra descendencia , e imprescindible tener una empatía mínima para trabajar con el colectivo adolescente-juvenil.